El COVID-19 amenaza la supervivencia de la prensa local

El Valor de la Experiencia

El COVID-19 amenaza la supervivencia de la prensa local

Un informe del el periodista y consultor Lluis Cucarella ofrece claves para hacer frente a los retos y oportunidades tras la pandemia.

Las consecuencias de la crisis provocada por la COVID-19 en los medios de comunicación se sentirá de forma más intensa en la prensa local, hasta el punto que “está en juego su supervivencia”. Así lo señala el informe “Retos editoriales de la prensa local en el mundo poscoronavirus”, elaborado por el periodista y consultor de medios Lluís Cucarella.

Reseña escrita por Xose Martín y publicada en la Asociación de la Prensa de Madrid

El informe pone de relieve que si la prensa local ya había quedado debilitada con la crisis económica de 2008, ahora su situación se ha agravado dada “la falta de desarrollo de estrategias específicas” en este sector. Cucarella advierte de que aún no es una situación de no retorno, pero la prensa de proximidad debe ser “capaz de cambiar y afrontar los retos que tienen planteados”.

Retos y oportunidades pospandemia

La crisis sanitaria ha favorecido la reconexión de las audiencias con los medios de comunicación tradicionales, sobre todo con la televisión. Durante los días de confinamiento, muchos medios han registrado récords de audiencia, debido a que la sociedad ha vuelto su mirada a los medios para buscar información y hacer un seguimiento de las noticias sobre su entorno. Esto, según el informe, ha contrastado con “la escasez de recursos” en los medios locales, que “se ha traducido en falta de profundidad y desarrollo, así como de contextualización” en las informaciones.

En este contexto, uno de los primeros retos que tienen los medios es conquistar la atención del lector y fidelizarlo: “Es fundamental en estos momentos la creación de un hábito”, y esto no se logra con “medios superficiales ni con información tan fragmentaria”.

Lluís Cucarella también cree en la necesidad de ahondar en un periodismo de soluciones por parte de los medios, un periodismo “que de verdad responda a las necesidades de sus ciudadanos, y se aleje de la tendencia a ser mero gabinete de prensa de lo que hacen los ayuntamientos y otros organismos, o altavoces” de unos y otros. En este aspecto, recuerda la función de servicio que deben tener los medios.
El periodismo de soluciones, remarca el informe, “no solo expone el problema, sino que investiga cómo otras personas o cómo otras ciudades están resolviendo el conflicto, incrementa la conexión entre la sociedad y los medios locales” y genera en los lectores una necesidad de involucrarse.

Ante la posible falta de recursos, recomienda a los medios locales el fomento del periodismo colaborativo y la búsqueda conjunta de soluciones.

Otra clave sería favorecer las relaciones sociales. La COVID-19 ha restringido en mayor o menor medida las relaciones sociales más próximas, y los medios locales tienen una oportunidad en este ámbito si apuestan por ser “más sociales que nunca, no solo para cubrir la agenda, sino para crearla”. Los medios locales deben aprovechar las posibilidades del entorno digital para situarse en el centro de las relaciones profesionales y sociales, por ejemplo, reuniendo a sus lectores a través de conferencias en línea con representantes de colectivos, expertos o políticos, “o poniendo en contacto a quienes tienen preguntas con aquellos que pueden tener las respuestas”. Ofrecer servicios a los lectores, como los eventos online o reuniones virtuales, “implica resituar al periódico local en el centro de la comunidad”.

El informe también pone el foco en la necesidad de llevar a cabo un replanteamiento de los medios locales más allá de ser meras fábricas de noticias. Para ello, además de organizar eventos online, también debe disponer de “una newsletter, pódcast, recopilación y puesta en valor de tuits relevantes de vecinos sobre un tema local, narraciones textuales en directo de sucesos importantes mediante herramientas como 24liveblog, presentación de datos de forma sencilla con datawrapper o Flourish, coberturas a través de Whatsapp o Telegram, etc”. En definitiva, recomienda a la prensa local poner en marcha nuevos productos y servicios, más allá de las meras noticias en una web, que permitan al medio liderar la actividad social en las zonas en las que esté implantado.

Otra posibilidad para liderar la actividad social está en aliarse con las comunidades de interés, así como en abanderar las reclamaciones de los ciudadanos por mejores servicios en su ciudad.

Conocimiento del usuario local

Finalmente, el informe recomienda que los medios locales cuenten con un muro de registro, como primer paso, para “poder acceder a algún tipo de contenido o servicio, y tener datos de los lectores por barrios o distritos”. Cucarella advierte de que “ningún medio local será sostenible si no hay una estrategia enfocada al conocimiento del usuario”.

Para ponerlo en marcha, recuerda que no es necesario un gran desarrollo tecnológico y que con esta medida podemos conocer, por ejemplo, “desde qué barrios se están conectando los lectores” y cuáles son los temas que más les interesan o preocupan por zonas concretas y darles así una respuesta informativa.

Descárgate aquí el informe completo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *